Según fuentes nada confiables y totalmente anónimas, la historia empieza el día domingo 20 de agosto del 2017, cuando el futbolista desayunaba unas frías y recibió un tuit PIRATA acusando a la confiable y respetable “prensa mona tarrinera” de comentar que iba a ser expulsado en el partido ante los gorilas del Nacho.

 

El tuit en mención diría lo siguiente:

 

Aquello carece de sentido dado que no existían razones directas para que Barcos sea expulsado y se pierda el siguiente partido ante el Barcelona, equipo del cual el 85% de los periodistas, comentaristas y demás son hinchas aunque no lo expresen directamente ni comenten con la camiseta puesta.

Ya en el partido, el futbolista en “una jugada aislada” o “producto de los típicos roces del fútbol” encaja un codazo en la jeta del defensa militar no dejando otra opción al juez canario Lex Lutor Ponce de expulsarlo.

Posterior a la expulsión se dice que el Pirata había “puteado nada más” al árbitro  por lo cual le darían 4 fechas de suspensión a lo que el jugador respondería que es perseguido por ser “guapo, rico y buen jogador”

Esperemos que Liga de Quito pueda apelar a esta sanción tal como lo hizo el Kitu Díaz para reducir la misma sino LDU se quedaría sin su único jugador VIVO o su CR7 o su HB16 en este caso. De cualquier manera los toreros pueden relajarse un poco sabiendo que no hay quien les clave… algún gol… el próximo viernes en casa blanca.

Total 0 Votos
0

Tell us how can we improve this post?

+ = Verify Human or Spambot ?

Comments

comentarios


Fuente/s: Propia

Publicaciones recomendadas